ME HAN VISITADO

sábado, 23 de octubre de 2010

NORMAS PARA PREPARAR EL BIBERON

Lo primero que tenemos que hacer es lavarnos las manos. La higiene es fundamental.
Utilizaremos biberones con escala graduada, que deberán ser lavados con agua, jabón y un cepillo alargado (para asegurarnos que limpiamos todos los restos) después de su utilización.
Una vez estén limpios, tanto biberones como tetinas deben estar bien esterilizados, bien en agua hirviendo durante 10 minutos  o en frío.


PREPARACIÓN:

El biberón se prepara  poniendo una medida rasa de leche en polvo por cada 30 cc. de agua embotellada.
Calentar el agua y ponerla en el biberón, cuidado con el microondas ya que el recipiente puede estar templado pero el agua demasiado caliente.
Primero se pone el agua y después el polvo.
A 30 cc de agua le corresponde 1 medida  rasa de leche
A 60 cc de agua le corresponde 2 medidas rasas de leche
A 90 cc de agua le corresponde 3 medidas rasas de leche
Y así sucesivamente...según las necesidades del bebé y las pautas indicadas por el pediatra.

Una vez preparado el biberón, se vigila que la temperatura de la leche esté alrededor de los 37º
Comprobar la temperatura del biberón vertiendo unas gotas en el dorso de la mano.
Comprobar el buen paso de la leche por la tetina (goteando rápidamente pero no a chorro)
Para evitar que el bebé trague aire hay que mantener el biberón inclinado y mantener la tetina siempre llena de liquido.
Hacer descansar al niño en medio de la toma y acordarse de hacerlo eructar.
Dar la cantidad que el niño quiera, no forzarlo y como norma que en el biberón siempre quede algo para evitar que trague aire.

IMPORTANTE: No se debe guardar el sobrante de leche de una toma a otra

Fuente: Pediatría Centro Salud Rafalafena

Gracias por visitarme

1 comentario:

Lorena dijo...

Oye, esto va viento en popa a toda vela,¿no?. Entré anoche a ver si iba el contador, jajajaja, ¡está estupendo!, va haciendo camino,poco a poco. Voy leyendo y aprendiendo para cuando me toque. Muy guachi!